Samsung Galaxy Fold: el móvil que se dobla

Samsung

Samsung Galaxy Fold: el primer móvil serio que se dobla

Samsung desvela el primer móvil cuya pantalla se dobla para transformarse en un tablet. No es el futuro, sino una realidad que se pondrá a la venta en un par de meses.

Por Diego López García  |  20 Febrero 2019

Sabíamos que Samsung estaba trabajando en un móvil con pantalla plegable (ellos mismos hicieron una demo hace poco) pero no esperábamos verlo tan acabado y tan pronto. La firma coreana ha sorprendido anunciando el Samsung Galaxy Fold, el primer teléfono con una OLED plegable que se transforma en tablet.

Dos pantallas para verlo todo

El Samsung Galaxy Fold cuenta con dos pantallas: cerrado, una de 4,6 pulgadas para realizar las tareas básicas. Una vez abierto, el teléfono se transforma en un tablet de 7,3 pulgadas. Cerrado, la pantalla tiene dos enormes marcos en las partes inferior y superior, aunque abierto los bordes son mucho más estrechos, salvo por un "notch" bastante prominente en un lado, que Samsung casi siempre oculta con una barra negra.

La parte crítica del Samsung Galaxy Fold es, por supuesto, el cierre. Samsung asegura que han realizado ingeniería fina para que pueda soportar miles de cierres y aperturas de manera sencilla y sin dañar la pantalla. El cierre es tan clave que hasta se podrá personalizar en alguno de los modelos que se pondrán a la venta. La carcasa estará disponible a su vez en cuatro colores.

Samsung asegura haber trabajado codo con codo con Google para dotar a Android de las principales funciones que harán el Samsung Galaxy Fold en un dispositivo más que interesante, y son básicamente dos:

  • Multitarea de hasta tres aplicaciones: El Samsung Galaxy Fold podrá correr a la vez hasta tres aplicaciones en multitarea con la pantalla abierta, permitiendo, por ejemplo, ver un vídeo en YouTube o Netflix mientras lo comentas a la vez por WhatsApp o Twitter.
  • Continuidad: Es, sin duda, la función más útil y aparentemente bien lograda. Si estás utilizando una aplicación en concreto, al abrir el teléfono en modo tablet se mantiene la misma aplicación en el mismo estado. Si por ejemplo estabas en un paso a paso en Google Maps, al abrirse seguirás exactamente donde estabas pero en pantalla completo. La transición de apertura es rapidísima según se ha visto en la demo de Samsung en directo, aunque tendremos que probarlo para determinar si es así con todas las aplicaciones.

Una bestia por dentro

Google Maps ahora también es una red social
Google Maps ahora permite a los usuarios seguir la actividad de los Guías Locales, casi 'a modo de influencers', y se convierte en una red social.

Para que todo este sistema puede funcionar, Samsung ha dotado al Galaxy Fold de especificaciones de altura: procesador de 7nm y ocho núcleos, 12 Gb de RAM y 512 Gb de memoria interna de última generación.

El teléfono se desbloquea con un sensor dactilar situado en el botón de encendido, en la apertura lateral. En el apartado batería, contará con dos (una en cada mitad) que funcionarán como una única de 4.380 mAh. Samsung no ha especificado cuántas horas de batería tendremos en modo tablet con esta capacidad.

Cámaras, póngame seis

El Galaxy Fold tampoco va a quedarse atrás en el apartado fotográfico e incluirá seis cámaras distribuidas de la siguiente manera:

  • Delantera: Cámara para selfies de 10 MP y F2.2
  • Trasera: El sistema triple cámara de la nueva generación Galaxy: 16 MP Ultra Wide F2.2, 12 MP Gran Angular, F1.5/F.24 y 12 MP Telefoto, F2.4, Zoom óptico 2X.
  • Interior: Cámara para selfies de 10 MP y F2.2, Cámara RGB de 8MP de profundidad y F1.9

Un teléfono de lujo, también en su precio

Está claro que el Samsung Galaxy Fold es casi un experimento de una primera generación con la que Samsung se ha marcado un tanto. Sin embargo, no saldrá barato. A la venta el 26 de abril, empezará en los 1.980 dólares con versiones LTE y 5G. Para compensar tanta inversión, Samsung incluirá en la caja sus nuevos auriculares inalámbricos ear buds.

Artículos recomendados