China limita a 3 horas por semana los videojuegos para los niños China limita a 3 horas por semana los videojuegos para los niños

Freepik

China impone un límite de 3 horas a la semana de juegos online para menores de edad

Las reglas se aplicarán a las empresas que brindan servicios de juegos en línea a menores, lo que limita su capacidad para atender a esos usuarios fuera de las horas designadas.

Por Álex García  |  31 Agosto 2021

A veces vivimos tan ensimismados en nuestro mundo, que olvidamos que existen realidades muy distintas a la nuestra y que nos pueden hacer sentir muy afortunados, o no. Depende de por dónde se mire. Algunas de esas realidades ajenas a nosotros se encuentran en Asia, donde la diferencia cultural con occidente es aún abismal. En este caso, vamos a hablar de China y de una nueva medida adoptada por su gobierno que está dando de qué hablar en todo el mundo.

¿Cómo sabrá el gobierno chino cuántas horas juegan los niños?

China ha prohibido a los niños jugar juegos en línea durante más de tres horas a la semana, la restricción más severa hasta ahora en lo que tiene que ver a la industria de los videojuegos, pues lo de poner límites de este tipo no es algo nuevo. En 2019, el gobierno dictó que solo se podrían dedicar noventa minutos diarios al ocio electrónico online. Tanto con aquella medida, como con la que acaba de hacerse oficial, el gobierno del país asiático pretende "proteger la salud física y mental de los menores".

La agencia de noticias estatal Xinhua fue la encargada de emitir el comunicado. En él, se especifica que las medidas aplican solo para los menores de 18 años y que estos no podrán organizarse las horas de juego a su antojo. Jugar online solo estará permitido los viernes, sábados, domingos y festivos desde las 20:00 hasta las 21:00. La situación hasta el momento era muy diferente: los menores podían jugar media hora al día todos los días o tres horas en días festivos.

Fuera de las horas permitidas, los partidos de FIFA contra 'la máquina'

Las reglas se aplicarán no sobre los hogares, sino sobre las empresas que brindan servicios de juegos en línea a menores. Así pues, las nuevas medidas limitan su capacidad para atender a los usuarios fuera de las horas designadas. Las empresas tampoco podrán proporcionar servicios a usuarios que no hayan iniciado sesión con su nombre real y una identificación para evitar trampas, irregularidades y poder tener un control más exhaustivo del uso de este tipo de sistemas.

Es importante volver a resaltar, por si no había quedado claro, que las restricciones se aplican sobre los sistemas en línea, por lo que si no se está conectado a la red, todavía se va a poder seguir jugando. Ahora bien, para nadie es un secreto que hoy en día el online lo es casi todo en los videojuegos. La mayoría de títulos, sobre todo los más comerciales, son íntegramente online o concentran ahí el punto fuerte de su contenido.

¿Cuáles pueden ser las repercusiones en las empresas?

Una de las principales empresas tecnológicas afectadas por estas nuevas medidas es Tencent, multinacional a la que pertenecen algunos de los videojuegos más populares del momento, entre ellos 'League of Legends'. A priori, podría parecer que esta restricciones supondrían un durísimo golpe, aunque la propia Tencent ha dicho anteriormente que solo una pequeña cantidad de los ingresos por juegos en China proviene de los jugadores más jóvenes. En el segundo trimestre del 2020, solo el 2,6% de los ingresos brutos de juegos en China procedían de jugadores menores de 16 años.

Tencent dijo en un comunicado que aceptará los nuevos requisitos y que pondría todo de su parte para implementarlos. De hecho, la primera acción que llevarán acabo será introducir un sistema de escaneo de reconocimiento facial que permita verificar si los usuarios son adultos o no.

Las nuevas restricciones llegan en un momento complicado para las grandes empresas tecnológicas. Recientemente, gigantes como Alibaba Group y la propia Tencent Holdings han sufrido una gran represión por parte del gobierno chino, repercutiendo esto en su valor en bolsa y en la confianza de los inversionistas. Desde Pekín no se esconden en este sentido. Es más, hace apenas unas semanas, las autoridades del país catalogaron a los juegos online como un "opio espiritual".

¿De dónde viene esta preocupación por los videojuegos?

Para la cultura china, la eficiencia, la disciplina y el tiempo bien aprovechados son esenciales. Por eso, y ante el incremento del uso de videojuegos con la pandemia, el gobierno de Pekín adoptó estas medidas para frenar la adicción a los videojuegos en el país, incluido el veto a 'Plague Inc.' por similitudes con el coronavirus. China no ha sido la única: varios países asiáticos, entre ellos Japón, también ha mostrado su preocupación por el tiempo que emplean los más pequeños con las consolas de videojuegos.

En 2018, la Organización Mundial de la Salud incluyó por primera vez la adicción los videojuegos como un problema de salud mental, y desde china se dieron cuenta. De hecho, hasta hace relativamente poco, el mercado chino era el más importante de videojuegos a nivel mundial, aunque como consecuencia de las restricciones que se llevan aplicando desde 2019, Estados Unidos pasó a ocupar ese primer puesto.

De momento, el gobierno de Pekín está más preocupado por las horas de tiempo empleadas en los videojuegos, que por el contenido de los mismos. No obstante, no se descarta que más adelante los límites se empiecen a poner también sobre los propios títulos en función de lo adictivos o violentos que puedan resultar. De momento, las autoridades chinas van a trabajar mano a mano con la policía y con las empresas para que las nuevas normas se cumplan a rajatabla.

Artículos recomendados